TSJE no actuó contra colorados

Este martes, la diputada Olga Ferreira acusó al organismo electoral de perjudicar a la democracia y a la imagen de los grupos políticos pequeños desde el momento en que publica como afiliados a los proponentes.

El 13 de enero de este año, un importante grupo de colorados cartistas entregó a la Justicia Electoral «miles de firmas» pidiendo que se impulse la enmienda constitucional para la reelección de Horacio Cartes. Aquella vez, los propios dirigentes de la ANR, como Pedro Alliana, Lilian Samaniego, y el vicepresidente Juan Afara, acercaron sendas carpetas con «360.000 firmas de proponentes de la enmienda».

Todas las firmas fueron recolectadas con el eslogan «que decida la gente» y según los colorados tuvieron tanto éxito que sobrepasaron ampliamente las 30 mil firmas que se exige para solicitar la enmienda.

No obstante, apenas una semana después, saltaron las denuncias de que familias enteras, funcionarios ajenos al partido y hasta muertos y presos, aparecieron en las planillas de la ANR.

Muy a pesar de la gran cantidad de denuncias, la Justicia Electoral tardó en reaccionar y solo ante la presión ciudadana puso a sus funcionarios a revisar la nómina y luego devolvió a la ANR sus carpetas en vez de remitirlas a la Fiscalía para la investigación. La Fiscalía tomó intervención en el caso solo luego de que el PLRA y otros afectados denunciaron el caso formalmente.

Es entonces cuando el organismo electoral detectó y denunció que varios movimientos pidieron su reconocimiento con firmas falsas de sus proponentes.

El organismo del mismo modo, incluso informó que son los afectados los que están obligados a hacer el procedimiento para solicitar su exclusión de los grupos.

La diputada Ferreira, ex patriaqueridista y líder del nuevo movimiento Compromiso Ciudadano, consideró muy sospechosa la actitud de la Justicia Electoral al denunciar ahora con suma celeridad ante la Fiscalía las firmas falsas para reconocimiento de movimientos, cuando que no actuó de la misma manera en el momento en que los colorados entregaron miles de firmas falsas buscando la reelección presidencial.

Se enfatizó que el TSJE perjudicó a la democracia y a la imagen de los grupos políticos pequeños desde el momento en que publica como afiliados a los proponentes, siendo que los movimientos no tienen afiliados y se extinguen luego de los comicios.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Leave a comment
scroll to top